Hollywood

Joy, una película de limpieza y éxito

Germán Morales
Escrito por Germán Morales

Joy, el nombre del éxito (2015) es una película basada en la vida de Joy Mangano estrenada en 2015. Fue dirigida por David O. Russell y protagonizada por Jennifer Lawrence, Bradley Cooper y Robert De Niro. Tuvo múltiples nominaciones en diferentes premios del cine, destacando los Premios Oscar y los Globos de Oro, donde Lawrence ganaría en la categoría de Mejor actriz en Comedia o Musical. Además, el filme obtuvo el Premio de Mejor Guion Original en el Festival de Capri-Hollywood.

La película aborda la vida de Joy Mangano, madre de tres hijos y una abnegada trabajadora de Long Island. Cansada de su situación, inventa el trapeador milagroso (Miracle mop), un utensilio de limpieza que, pese a su practicidad, se convertirá en un éxito de ventas. Joy pasará de ofrecer su producto en los domicilios neoyorkinos a exhibirlo en publicidades televisivas (media hora después del primer anuncio vendió más de 18.000 unidades), ganando una fortuna en poco tiempo y volviendo su imagen en una de las más reconocidas por la clientela norteamericana. El filme también abarca los reveses íntimos y familiares que experimenta Joy, además de los vaivenes del mundo de los negocios, donde vivirá traiciones, engaños y alianzas de todo tipo.

Existen varios utensilios y electrodomésticos que se han convertido en clásicos del hogar. Como la lavadora, que en sus inicios era de madera y actualmente posee versiones ecofriendly o la aspiradora 2 en 1, útil como aspiradora tradicional y como escoba. Y, por supuesto, el trapeador milagroso, que 10 años después de su invención generó ganancias anuales mayores a los 10 millones de dólares. En este sentido comercial, la historia de Joy es exitosa.

Sin embargo, el otro lado del éxito radica en cómo tuvo que enfrentarse a los excesos capitalistas, a la fama repentina y a las ‘amistades’ de ocasión. Sumado a todo esto, su vida personal siempre tuvo conflictos y en más de una oportunidad no supo cómo sobrellevar toda la presión de la familia y los negocios. La actuación de Jennifer Lawrence, quien encarna a Joy Mangano, ha sido bastante alabada por saber representar todas estas situaciones particulares de la inventora. También la crítica ha aplaudido el papel de De Niro como Rudy, padre de Joy. Rudy la alentará y apoyará en muchas de sus iniciativas, instándole a no ser solamente una ama de casa. Tampoco es menor la participación de Bradley Cooper, quien hace del ejecutivo del canal de la teletienda.

Este largometraje combina muy bien la sátira y el drama. El director David O. Russell (The Fighter, Accidental Love, etc.) es un especialista en ambos rubros y pone a disposición de Joy muchos de sus recursos narrativos. Sobretodo, expone con aguda frescura su crítica contra el capitalismo, los problemas familiares y los límites del éxito. Esta película no es, precisamente, una obra cargada de pasiones y giros inesperados, pero sí genera una reflexión directa sobre los temas mencionados.

Por Germán Morales




¿Te interesó este artículo? Compartilo en las Redes sociales.




Acerca del autor

Germán Morales

Germán Morales

Lic. en Comunicación Social (UBA). Creador y redactor de Proyector Fantasma. Responsable de la sección SERIES.